¿Cómo hacer que su gerente lo ame?

Normalmente se habla mucho acerca de las estrategias de liderazgo y la forma de gestionar las personas que están a su cargo; sin embargo, es sumamente importante aprender cómo manejar a la gente que encuentra por encima de usted.

Lidiar con las personas que se encuentran por encima de uno mismo es necesario. En cualquier momento usted buscará un aumento de sueldo, un estatus más elevado, mayor visibilidad, recursos adicionales, más tiempo de descanso o simplemente un permiso.

Harvard Business Review señala que la única manera de conseguir alguna de las situaciones mencionadas líneas arriba es pidiéndoselo a su gerente; pero, ¿cómo lograrlo? En estos casos es conveniente que su petición tenga como resultado un beneficio para todos, usando frases que impliquen éxitos conjuntos. Para ello se recomienda utilizar frases en plural: “¿cómo podemos mejorar?”, “¿cómo estaríamos mejor?”

Business Insider comparte el siguiente consejo: aprenda lo que realmente le importa a su jefe y, luego, asegúrese de cumplir con ello. No basta sugerir que todos ganan con su petición; debe generar la simpatía de su gerente, aprender qué es lo que realmente le importa y espera de usted.

Aprenda lo que realmente importa para su gerente

Se trata de aprender o averiguar lo que realmente le importa y quiere su gerente. Dave Kerpen, fundador y CEO de la compañía de software Likeable Local, señala que se debe pensar en la gestión “hacia arriba” (gestionar la relación con los jefes) como “la regla de platino para las organizaciones”. Si usted piensa como su gerente, va a cosechar los beneficios de obtener su aprobación cuando más lo necesita.

Entonces, cuando hablamos de lograr “que su gerente lo ame”, de lo que se trata es tratar de ayudar a su gerente en lo que realmente a él le importa, intentar meterse a la cabeza de su gerente y ver qué es lo que espera de usted. Al hacer eso, usted va a posicionarse mejor para el éxito.

Por ejemplo, si usted puede llegar al trabajo media hora tarde, es lógico pensar que su gerente espera que salga del trabajo media hora después; pero si a su gerente le importa que llegue temprano todos los lunes porque debe entregar un informe o propuesta, debe necesariamente llegar temprano los lunes. Kerpen comentaba en una entrevista con Business Insider: “Tengo mi jefe de marketing y él llega tarde de martes a viernes y no me importa realmente, siempre y cuando la mañana del lunes él este allí y se presente preparado para las reuniones y presentando un informe brillante”.

El punto es que, a menudo, para un buen desempeño en el trabajo, usted tiene que saber primero lo que realmente significa un buen rendimiento para la persona que va a evaluarlo.

“No se trata sólo de hacer su trabajo”, señala Kerpen. “Se trata de hacer su trabajo de una manera que ayude a que su gerente se sienta muy bien acerca del trabajo de él o ella”.

Sea el primero en comentar sobre "¿Cómo hacer que su gerente lo ame?"

Deje un comentario