Consumidor arequipeño: El año 2016 se inició con una fuerte recuperación de la confianza

Los resultados del Índice de Confianza del Consumidor para el primer trimestre de 2016 muestran un importante incremento respecto al trimestre anterior —reflejando una notable recuperación de la confianza del consumidor—, rompiendo así con la tendencia negativa observada desde el año 2014 y a lo largo de todo el 2015.

El Índice de Confianza del Consumidor de Arequipa (ICCA) recoge la valoración que la población de Arequipa metropolitana hace sobre su situación económica personal y la situación económica del país, tomando en cuenta tanto la situación actual como las expectativas para el futuro.

Este índice, elaborado por Aurum Consultoría y Mercado conjuntamente con la Universidad Católica San Pablo y la Cámara de Comercio e Industria de Arequipa, se obtiene de los resultados de una encuesta a la población adulta de Arequipa metropolitana, a partir de ocho preguntas referidas a la percepción del presente y las expectativas del futuro con relación a la situación económica personal, la situación económica del país, las posibilidades de compra de bienes de consumo duradero —muebles y electrodomésticos— y las posibilidades de encontrar empleo. Tanto el ICCA como sus indicadores componentes se encuentran limitados entre 0 y 100 puntos. Un valor de 0 refleja una percepción completamente negativa y pesimista, mientras que un valor de 100 refleja una percepción absolutamente positiva y optimista. Un valor de 50 corresponde a una percepción neutral o equilibrada entre respuestas favorables y desfavorables.

Los resultados del primer trimestre de 2016 ubican al Índice de Confianza del Consumidor de Arequipa (ICCA) en 42.3 puntos, con un incremento de 7.2 puntos respecto al cuarto trimestre de 2015 y cercano a los resultados de inicios de ese año —de 43.0 puntos en el primer trimestre de 2015—.

Índice de Confianza del Consumidor
de la ciudad de Arequipa (ICCA) (escala 0-100)

6

El incremento en el ICCA se explica tanto por una percepción de que las condiciones económicas actuales han mejorado (con un incremento del ICEA —Índice de Condiciones Económicas Actuales— de 30.6 puntos en el cuarto trimestre de 2015, a 36.6 puntos en el primer trimestre de 2016) como por la fuerte mejoría en las expectativas económicas para los próximos doce meses (con un incremento del IEC —Índice de Expectativas del Consumidor— de 39.6 puntos en el cuarto trimestre de 2015, a 48.0 puntos en el primer trimestre de 2016).

La recuperación de la confianza también se observa en cada uno de los niveles socioeconómicos (NSE). Entre el cuarto trimestre de 2015 y el primer trimestre de 2016, el ICCA se ha incrementado, en el NSE A/B, de 38 a 47 puntos; en el NSE C, de 38 a 45 puntos; en el NSE D, de 34 a 39 puntos; y en el NSE E, de 29 a 36 puntos.

La percepción de una mejora en las condiciones económicas actuales es mucho más marcada en los niveles socioeconómicos más altos. Entre el cuarto trimestre de 2015 y el primer trimestre de 2016, el ICEA (Índice de Condiciones Económicas Actuales) se ha incrementado, en el NSE A/B, de 37 a 41 puntos; en el NSE C, de 31 a 42 puntos; en el NSE D, de 29 a 30 puntos; y en el NSE E, de 28 a 30 puntos.

Índice de Condiciones Económicas Actuales (ICEA) versus Índice
de Expectativas del Consumidor (IEC) (escala 0-100)

5

Respecto a las expectativas para los próximos doce meses, todos los niveles socioeconómicos muestran un mayor optimismo que en el trimestre anterior. Entre el cuarto trimestre de 2015 y el primer trimestre de 2016, el IEC (Índice de Expectativas del Consumidor) se ha incrementado, en el NSE A/B, de 41 a 53 puntos; en el NSE C, de 41 a 48 puntos; en el NSE D, de 39 a 47 puntos; y en el NSE E, de 37 a 42puntos.

Expectativas para los próximos doce meses: empleo e ingresos
(porcentaje del total de encuestados)

1

La Encuesta ICCA también incluye preguntas sobre las posibilidades de mejora de los ingresos (“¿Diría usted que, dentro de doce meses, sus ingresos serán mayores, iguales o menores que los que tiene ahora?”) y de encontrar empleo en el futuro (“¿Diría que, dentro de un año, las posibilidades de que alguien que busca empleo en la ciudad de Arequipa lo pueda encontrar son mayores, iguales o menores que en este momento?”). Se trata de aspectos que suelen estar estrechamente correlacionados con la confianza en la economía y las posibilidades de consumo.

Por lo que se refiere al empleo, en comparación con el trimestre anterior, se observa un notable incremento del porcentaje de personas que afirmaron que las posibilidades de encontrar empleo en los siguientes doce meses serán mejores (pasando de 8.2% del total de encuestados en el cuarto trimestre de 2015 a 21.8% para el primer trimestre de 2016); sin embargo, este resultado es menor al del primer trimestre de 2015, periodo para el cual el 30.5% de los encuestados indicó que las posibilidades de encontrar empleo en los siguientes doce meses serían mejores (8.7 puntos porcentuales más que en el primer trimestre de 2016). Con relación a un aumento en los ingresos, para el primer trimestre de 2016, un 15.7% de encuestados considera que sus ingresos serán mayores dentro de un año (7.8 puntos porcentuales más que el cuarto trimestre de 2015).

Ante esta mejora en el ICCA en el primer trimestre de 2016, ¿se pueden esperar resultados similares durante el resto del año? La confianza del consumidor es volátil, ya que depende tanto de la percepción del presente como de expectativas sobre el futuro, las cuales están ajustándose constantemente ante los diversos sucesos en nuestro entorno. Si bien no se puede saber con certeza lo que ocurrirá a lo largo del año 2016, los resultados del primer trimestre son un muy buen comienzo.

Publicado en Mercados & Regiones número 15, abril de 2016

Sea el primero en comentar sobre "Consumidor arequipeño: El año 2016 se inició con una fuerte recuperación de la confianza"

Deje un comentario