Grupo Gloria y el caso Pura Vida: cuando la familia retoma el control en tiempos difíciles

SEMANAeconómica.- El regreso de Jorge Rodríguez a la cabeza de Gloria, tras la salida de Robert Priday la semana pasada, refleja una estrategia de las empresas familiares tras situaciones de adversidad: el regreso de la familia a la gerencia general.

Tras un mes del escándalo reputacional de Pura Vida, Priday dejó la gerencia general. Sólo la ejerció diez meses. Desde el 2011, Gloria ha tenido cinco CEO, un promedio de uno al año. Rodríguez regresó a la gerencia general tras 13 años.

1577

El manejo de Gloria es el de una empresa controlada por la familia propietaria. Los precios de los productos de Gloria, gastos e inversiones son decididos directamente por los accionistas, según un alto exejecutivo de la empresa. El 72% del accionariado corresponde a la familia. La fuente señala que cualquier pedido de compra por encima de US$30,000 (casi el 95% del total de pedidos) requiere la autorización expresa del presidente del directorio, lo que ralentiza los procesos de la organización.

El Grupo Aje pasó por una situación similar. Ante dificultades financieras —baja rentabilidad y alto endeudamiento —, Ángel Añaños fue reemplazado como CEO por el independiente Juan Lizariturry. Pero sólo duró un año y medio. Este año, el puesto retornó a Álvaro Añaños, de la familia propietaria.

La salida de Priday respondería, en parte, al escándalo Pura Vida, según fuentes consultadas por esta revista. Para Hugo Sánchez, especialista en institucionalización de empresas familiares y bloguero de semanaeconomica.com, algunas empresas familiares desconfían de ceder el poder y de la visión del CEO independiente. Y en situaciones de adversidad, la necesidad de ajustar el control es incluso mayor.

Gloria lo refleja. El caso Pura Vida habría motivado a los Rodríguez a regresar al control para asegurarse de que las acciones que se tomen estén alineadas con las de la familia, según Sánchez. El apellido Rodríguez, además, permitiría enfrentar con mayor solidez diversos procesos regulatorios y reputacionales. Gloria y Aje optaron por no declarar para este artículo.

Para ver la noticia original, haga clic aquí.

Sea el primero en comentar sobre "Grupo Gloria y el caso Pura Vida: cuando la familia retoma el control en tiempos difíciles"

Deje un comentario