Essalud: ¿Mejoran las finanzas con el incremento al aporte de los trabajadores CAS para el seguro social?

El Comercio.- La titular del Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo (MTPE), Sylvia Cáceres, anunció ayer la publicación del decreto de urgencia (D.U.) que incrementa el aporte de los trabajadores públicos bajo el régimen de contrato administrativo de servicios (CAS) para el seguro social de salud. Así, este pasará del 30% de una unidad impositiva tributaria (UIT) –fijada este año en S/4.200– al 45% de la UIT.

“Estamos dando un paso trascendental […] después de casi 11 años de que se postergase el incremento del tope de la cotización que el Estado, en su condición de empleador, hace a la seguridad social”, resaltó Cáceres.

En este sentido, cabe recordar que la semana pasada, la presidenta ejecutiva de Essalud, Fiorella Molinelli, declaró a El Comercio que en este decreto también se fijará que, en el 2021, el aporte de los trabajadores CAS se incremente al 55% de la UIT.

Esto, a fin de corregir las distorsiones en los aportes, que han perjudicado al sistema de salud y complica las finanzas de la entidad, que en la actualidad ya registra una deuda por cobrar de S/4.168 millones.

MAYORES RECURSOS

La titular del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), María Antonieta Alva, detalló que esta medida tendría un costo para el sector público de casi S/160 millones, que terminarían sumándose al presupuesto de Essalud.

“El costo [para el sector público] del D.U. de Essalud, dada la planilla actual [254.000 personas hasta abril del año pasado, según la Sunat], es alrededor de S/160 millones”, señaló Alva, agregando que las entidades se encuentran en la capacidad de financiar estos aportes con sus propios recursos.

No obstante, anunció que el MEF tiene una previsión de S/180 millones que serán habilitados “de ser necesarios”.

Cáceres adelantó también que en el D.U. se establece que estos recursos se destinen a desarrollar tareas específicas como renovar equipos, rehabilitar establecimientos en estado crítico, solventar la contratación de personal, entre otras.

Al respecto, el exministro de Salud Abel Salinas consideró pertinente esta medida, dada la urgencia de sincerar los aportes menores del 9% de la remuneración real –que sí realizan los empleadores privados– para evitar que se sigan afectando las finanzas de Essalud.

Situación financiera de Essalud. (Elaboración: Antonio Tarazona | El Comercio)

“La mayor cantidad de afiliados a Essalud son trabajadores del Estado y en muchos casos, como los gobiernos regionales y/o locales, no pagan puntuales o pagan menos, como los CAS. Eso desfinancia al seguro social. Es necesario sincerar esos aportes”, dijo Salinas.

El exfuncionario añadió que debería buscarse una “exoneración” excepcional a los gobiernos regionales y locales para que paguen la deuda real y no necesariamente moras e intereses. Esto con el fin de evitar el entrampamiento de este tema.

INTERCAMBIO PRESTACIONAL

La ministra de Trabajo también anunció que se está impulsando el intercambio prestacional. Es decir, que centros regidos por Essalud intercambien servicios con los del Ministerio de Salud y viceversa.

Para Pablo Lavado, exviceministro de Prestaciones y Aseguramiento en Salud, se trata de una buena idea, toda vez que se tenga claro cuál es el paquete de servicios a intercambiar, su respectivo costo y que los convenios sean a nivel institucional. Añadió que eventualmente –y abordados los aspectos anteriores– debería incluirse al sistema privado en este esquema para tener un sistema integrado real.

Para ver noticia original, haga clic aquí.