Scotiabank: Buscando la reapertura de la economía

Varios países se alistan a una reapertura progresiva de sus actividades económicas, en muchos casos sin llegar aún a tener un control de la pandemia con el riesgo de incurrir en una segunda ola de contagios.

Como veremos, la experiencia internacional refleja factores comunes en el diseño de las estrategias de reapertura, como la prioridad en sectores con alto valor agregado y efecto multiplicador en el empleo, como industria y construcción, que actúan como pivotes, y reaperturas progresivas y espaciadas de aquellas actividades que impliquen la aglomeración de
personas. En todos los casos el cumplimiento de estrictos protocolos de seguridad será un factor clave para mitigar el riesgo.

En EE.UU., Georgia fue el primer Estado en iniciar la reapertura generalizada, autorizando a gimnasios, peluquerías y salones de tatuajes. Oklahoma, Alaska, South Carolina y Florida permitieron el comercio minorista. Esta semana se sumarán Colorado, Mississippi, Minnesota,
Montana y Tennessee. Durante las últimas semanas 42 de 50 estados acataron el aislamiento. La mayoría de los Estados aún se muestran cautos para el levantamiento de las restricciones. Por ejemplo, el más afectado, Nueva York, prolongó el aislamiento social hasta el 15/05.

En Europa, Italia retomará sus actividades a partir del 04/05 con la industria, construcción y comercio mayorista, condicionadas a estrictos protocolos de seguridad. A partir del 18/05 continuará el comercio minorista, museos, bibliotecas y entrenamientos deportivos. Restaurantes y bares reabrirán a partir de junio, aunque el gobierno evalúa si las ventas por delivery podrían activarse antes. También se permitirá visitas familiares, asistencia a funerales (con un máximo de 15 personas) y reapertura de parques. Se mantendrá inactivos los viajes y las clases presenciales.

Sucríbase a nuestro boletín diario, el mejor resumen de noticias sobre las regiones del Perú

En España se relajó la salida de menores de 14 años y se anunció la posibilidad de realizar ejercicios al aire libre a partir del 02/05. El aislamiento social ha sido prorrogado hasta el 09/05. Francia evalúa la reapertura del comercio minorista, sin considerar restaurantes y bares, a partir del 11/05.

El Reino Unido y Alemania se muestran más renuentes a una pronta reapertura. En el primer caso, el gobierno extendió el aislamiento social hasta el 08/05, sin dar señales de inicio de la etapa de salida; mientras que
Alemania señaló que acatará con prudencia la flexibilización de las restricciones por considerar que aún se encuentra en la fase inicial del brote.

En Nueva Zelanda el 8% de la población (cerca de 400,000 personas) retornará a sus actividades laborales a partir de hoy, permitiéndose algunas actividades de recreo, como pesca y caza.

En la región, ninguno de los países ha tenido éxito en aplanar sus curvas de contagio, por lo que la mayoría ha optado por extender sus periodos de aislamiento social.

Colombia lo extendió por tercera vez hasta el 11/05, pero permitirá la reactivación del sector construcción, industrial y transporte público (que operará al 35%). Los vuelos aéreos estarán suspendidos hasta el 30/05. En Panamá ésta suspensión se extendió hasta el 22/05. Ecuador mantendrá las restricciones para los sectores educación, transporte y concentraciones masivas.

Síganos en Facebook

Argentina también prolongó el periodo de aislamiento social hasta el 10/05, considerando la posibilidad que los gobernadores regionales puedan establecer excepciones con base en el cumplimiento de obligaciones sanitarias.

Paraguay anunció un plan más detallado de reapertura. Iniciarán una etapa de “cuarentena inteligente” desde el 04/05 partiendo con la industria, construcción, servicio de peluquerías, estudios jurídicos y contables. A partir del 25/05 abrirán el comercio minorista, oficinas, y deportes sin espectadores y a partir del 15/06, los centros comerciales sin patios de comidas, y complejos deportivos sin espectadores. A partir de julio se activarán restaurantes, eventos y hospedajes. Las fronteras continuarán cerradas, mientras que las clases presenciales y los eventos sociales seguirán suspendidos, manteniéndose el teletrabajo.

Datos en retrospectiva muestran impacto negativo

Los indicadores económicos siguen mostrando en retrospectiva el recuento de daños dejados por la pandemia.

La actividad empresarial de EE.UU. se contrajo en marzo, con una caída de -14% en las órdenes de bienes durables y con el declive del sentimiento del consumidor. El aumento de las solicitudes de subsidios por desempleo sugiere que la pérdida de empleos ya alcanza a 26.5 millones durante las últimas cinco semanas. El 25% de los trabajadores temen por la pérdida de su empleo en las próximas semanas, según sondeo de Gallup, mientras que la Oficina Presupuestaria del Congreso proyecta un repunte de la tasa de desempleo a 16% durante el 3T20 y que se mantenga por encima del 10%
durante el 2021.

En Europa, la actividad empresarial luce estancada en abril, según el sondeo PMI, con indicadores ubicados en mínimos históricos, lo que llevó al euro a cotizar en su nivel más bajo en un mes. La confianza empresarial de Alemania cayó en abril a un nivel récord. Las ventas retail del Reino Unido
cayeron -5.8% en marzo, aunque analistas prevén caída de entre -20% y -30% en abril respecto de marzo. El fuerte impacto económico en Europa nubla la visibilidad sobre que le sucederá exactamente a las economías. Un reflejo del alto grado de incertidumbre respecto de hasta cuando se
extenderá el aislamiento social y de qué forma se producirá la recuperación de la economía es la proyección de crecimiento económico para España, por ejemplo, entre -6.8% y -12.4% para este año según su banco central.

Los problemas económicos de Asia, reflejados en los índices de gerentes de compras adelantados, se repitieron en las encuestas de Europa y en EE.UU. Corea del Sur, la cuarta más grande de Asia, se contrajo a su ritmo más rápido desde 2008, ya que las medidas de confinamiento mantuvieron las
tiendas cerradas y la caída de la demanda global perjudicó las exportaciones.

En la región, la confianza del consumidor y la confianza empresarial de Brasil descendieron en abril, a su nivel mínimo histórico, según la Fundación Getulio Vargas. El tráfico aéreo en la región registra una contracción de -91% en lo que va de abril, según una de las mayores operadoras, reflejando el momento más álgido de la parálisis económica.

Un sondeo de IFO revela que la mayoría de empresarios alemanes descarta la recuperación en “V”. Otra encuesta realizada por YPO en 109 países revela que el 60% de los empresarios prevé una recuperación económica en forma de “U” y 22% considera en forma de “W”. El sondeo de IFO también sugiere que las señales de recuperación aparecerán a partir de la segunda mitad del año. En línea con lo anterior, es previsible que la recuperación económica sea lenta y moderada tras el levantamiento de restricciones. Así lo sugiere también la economía de China, donde el tráfico aéreo registra un aumento de sólo 7.9% en lo que va de abril respecto de marzo.

Ante mayor impacto, más estímulos

La prolongación de periodos de aislamiento social en varios e incluso en aquellos que han iniciado el levantamiento progresivo de las mismas, ha afectado en mayor proporción que la esperada las perspectivas de la economía, por lo que los gobiernos y bancos centrales vienen implementando una segunda ronda de medidas de estímulo económico.

EE.UU., por ejemplo, aprobó un paquete fiscal adicional, equivalente al 2.3% PBI (US$ 484 mil millones), pues el fondo inicial de US$ 350 mil millones destinado para las pymes se agotó rápidamente. El nuevo paquete incluye fondos adicionales por US$ 321 mil millones para préstamos a las pymes y un fondo de emergencia por US$ 60 mil millones. Adicionalmente, se destinarán US$ 75 mil millones para hospitales y US$ 25 mil millones para pruebas adicionales de coronavirus. La Oficina de Presupuesto del Congreso ha proyectado que con ello el déficit fiscal podría alcanzar
este año a 19% PBI (US$ 4,000 miles de millones).

La Unión Europea también evalúa un plan equivalente al 15.7% PBI (US$ 2,200 mil millones). Parte del mismo podría tratarse de conceder deuda sin garantía a las empresas afectadas por el coronavirus. En el Reino Unido, el gobierno se ha comprometido a cubrir el 80% de los salarios de los trabajadores despedidos.

Los bancos centrales también preparan una nueva ronda de estímulos monetarios. El Banco de Japón anunció compras ilimitadas de bonos del gobierno, siguiendo una estrategia similar a la implementada por la Fed en marzo.

También triplicó las compras de deuda corporativa y comercial hasta el equivalente a 3.6% PBI (US$ 186 mil millones), y postergó el objetivo de alcanzar una inflaciónde 2% por al menos tres años más.

Esta semana se esperan anuncios de la Reserva Federal (este miércoles) y del Banco Central Europeo (el jueves). Este último también elevaría sus compras de bonos, según analistas.

El Banco Central de Rusia recortó en 50pbs su tasa de interés de referencia, a 5.50%, reaccionando a la brusca caída del precio del petróleo de la semana pasada. La caída del precio del petróleo gatilló el sentimiento de
aversión al riesgo, aumentando la demanda por activos refugio, como el dólar (que retornó a los 100 puntos en el índice DXY) y los bonos, llevando al rendimiento del bono del Tesoro de EE.UU. a 10 años a un descenso hasta
0.55%.

Los bajos precios del petróleo, conjuntamente con las bajas tasas de interés internacional, configuran un escenario de condiciones financieras y costos de transporte y de producción favorables para una relativamente rápida recuperación. No obstante, estas condiciones podrían encontrar fricciones derivadas del elevado desempleo, de la posible salida de empresas del
mercado, y del riesgo de deflación.