Cusco: conoce el plan integral diseñado para revitalizar la región

Agencia Andina.- El gobierno regional de Cusco diseñó un plan integral para la reactivación departamental frente a la pandemia del covid-19, el cual considera tres etapas clave: contención, estabilización y reactivación económica en sectores esenciales como agropecuario, construcción, minería y energía, comercio y servicios.

El gobernador regional, Jean Paul Benavente García, explicó que en la etapa actual de contención de la pandemia se están enfocando las estrategias en la prevención y atención de casos positivos.

Las acciones están encaminadas a destinar recursos económicas para mejorar las condiciones de prestación de servicios del personal de salud; contrataciones de nuevo personal; bonos por productividad; dotación de 5,000 pruebas moleculares y 20,000 pruebas rápidas.

Asimismo, implementación de un laboratorio de nivel 3 y tres laboratorios para pruebas moleculares o PCR ubicados en las provincias de Quillabamba, Sicuani y Espinar; dotación de medicamentos para tratamiento domiciliario a pacientes con covid-19; fortalecer los comandos covid-19 provinciales; y colaborar en la mejora de las condiciones de prestación de servicios del personal de la Policía Nacional y del Ejército en la región Cusco.

Contención y estabilización

Benavente García sostuvo que en las etapas de contención y estabilización se propone acciones como ampliar hasta 60 los equipos de respuesta rápida; aprobar una norma que permita la incorporación de Brigadas Comunitarias al sistema de salud para el control, seguimiento y monitoreo de la epidemia en los 112 distritos de la región Cusco.

Del mismo modo, fortalecer la capacidad de respuesta de los profesionales de la salud, disponiendo el rol de turnos y el traslado de médicos y enfermeras que están fuera de la región; solicitar al Ejecutivo la emisión de un decreto de urgencia que permita la utilización de los recursos económicos procedentes del canon para la ejecución de 20 Inversiones de Optimización, Ampliación Marginal, Rehabilitación y Reposición (IOAR) en atención de la emergencia en los sectores salud y educación.

También la implementación de Plantas de Oxigeno en Cusco, Quillabamba, el Vraem, Meganton; y la atención especial a grupos vulnerables como hipertensos, diabéticos, entre otros.

Reactivación

Para la fase de reactivación, la autoridad regional planteó implementar protocolos de convivencia con el covid-19 mediante el aislamiento responsable, el distanciamiento social y la permanencia del toque de queda.

Igualmente, facilitar la adaptación y adecuación de los protocolos para el reinicio de actividades en los sectores económicos agropecuario, construcción, minería y energía, comercio y prestación de servicios.

Benavente García remarcó la importancia de ejecutar proyectos emblemáticos en la región, como mecanismo de “shock de inversiones”, correspondientes al hospital Antonio Lorena, la Via Expresa y el aeropuerto de Chinchero; así como la adecuación de los proyectos de inversión pública en sectores que prioricen el control sanitario y permitan la mayor generación de empleo posible.

Por último, remarcó que el plan integral, que invita a la participación activa del sector privado, apuesta por la diversificación económica regional hacia un Sistema Productivo Endógeno que permita el desarrollo local.

La autoridad regional expuso esta propuesta durante la visita del ministro de Comercio Exterior y Turismo, Edgar Vásquez, el pasado 20 de mayo, en la que supervisó las acciones emprendidas a partir de la declaratoria en emergencia nacional para hacer frente a la pandemia del nuevo coronavirus y articular medidas para fortalecer la respuesta de las autoridades regionales y locales.

Para ver noticia original, haga clic aquí.