Perú: control de pandemia le permitirá registrar crecimiento en el verano

Agencia Andina.- Si bien el covid-19 aún continúa en el mundo, el Perú ya visualiza una luz al final del túnel. Y es que desde hace varias semanas los números de contagios y fallecidos en el país mantienen una tendencia decreciente, lo que le brinda al Gobierno un mayor espacio para reactivar la economía en su totalidad.

De acuerdo con el Sistema Nacional de Defunciones (Sinadef), varias regiones del país ya registran niveles de fallecidos similares a periodos de prepandemia. Asimismo, el factor de contagio, el RT, alcanza un promedio nacional de 0.8, nivel considerado bajo.

Ese escenario sanitario alentador permitirá al Perú registrar tasas positivas de crecimiento en el primer trimestre del próximo año. Así lo prevé el profesor de economía de la Universidad del Pacífico, Jorge González Izquierdo.

“Vamos a estar en recesión en el 2020, pero si se mantiene controlada la pandemia se podrá poco a poco ir reactivando la totalidad de la economía y con ello alcanzaremos tasas de crecimiento interanual desde el primer trimestre del próximo año”, manifestó a la Agencia Andina.

Explicó que para consolidar la recuperación económica es fundamental tener bajo control a la pandemia.

“Considero que en octubre el Gobierno logró controlar la pandemia de manera firme, lo que le permitió iniciar de manera prudente la fase 4 de la reactivación económica. Este es uno de los factores que me hacen pensar que el primer trimestre del 2021 dejaremos atrás la recesión y veremos tasas positivas”, enfatizó.

En esa línea, subrayó que este escenario de bajo nivel de infecciones le permitirá al Gobierno, en el corto plazo, normalizar la economía y darles luz verde a todas las actividades económicas

“Este bajo nivel de contagio le permitirá abrir la economía en un 100%, pero siempre y cuando se mantenga la pandemia controlada”, remarcó.

Sostuvo que no necesariamente en el Perú debe ocurrir una segunda ola de contagios con la reapertura de todas las actividades, como viene ocurriendo en Europa.

“La segunda ola en Europa ha sido provocada por las autoridades, porque se les pasó la mano. Abrieron rápidamente actividades de alto riesgo como son restaurantes, bares, cines, teatros, gimnasios, entre otras. Esto debe ser una llamada de alerta para nosotros”, comentó.

Recuperación desde mayo

En otro momento, el economista explicó que el Perú registrará en el 2020 una profunda recesión económica ocasionada por la pandemia, lo cual implica una caída muy fuerte de la producción y un desplome del empleo formal, que genera una contracción en el ingreso de los trabajadores.

Sin embargo, destacó que desde mayo la economía viene experimentando un fuerte rebote, luego de la caída histórica alcanzada en el bimestre marzo-abril.

Precisó, en base a cifras del Instituto Nacional de Estadísticas e Informática (INEI), que en mayo la economía peruana creció más de 8% respecto a abril, en junio experimentó una expansión de 14% en comparación a mayo, en julio 7% frente a junio y en agosto el PBI aumentó 2% respecto a julio.

“En setiembre es probable que la economía crezca 2.2% respecto a agosto”, proyectó.

Reanudación con prudencia

A su turno, el gerente general del Instituto Peruano de Economía (IPE), Diego Macera, destacó la prudencia con la que viene actuando el Gobierno en este último tramo del año al abrir la mayoría de actividad económicas y dejar en espera las de alto riesgo.

“Hay muchas actividades que requieren concentración de personas para que sean económicamente eficientes y por obvios motivos esto supone un riesgo adicional. Entonces, coincido con el riesgo que evalúa el Gobierno sobre mantener bajo control algunas actividades que pueden ser riesgosas”, manifestó a la Agencia Andina.

Afirmó que este escenario de bajo contagio le otorga un espacio al Ejecutivo para evaluar la información disponible sobre las medidas que han funcionado y las que no, lo que ayudaría a encaminar las políticas con el fin de tener mayor eficacia en los próximos meses y así recibir las primeras vacunas con pocos casos diarios.

“Al principio de la pandemia era muy difícil contar con evidencia, pero luego de siete meses deberíamos poder tener suficiente información científica para sustentar decisiones”, enfatizó.

Asimismo, proyectó que, de mantenerse el escenario de bajo contagio, el Perú registraría una tasa de expansión positiva a partir de marzo del 2021.

“En enero y febrero todavía las tasas serían negativas, pero a partir de marzo podríamos registrar un crecimiento positivo y en abril habría un repunte importante”, estimó.

Para ver noticia original, haga clic aquí.

Be the first to comment on "Perú: control de pandemia le permitirá registrar crecimiento en el verano"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*